El alumnado andaluz, en la “media” estatal en competencias educativas básicas

El alumnado andaluz se encuentra en la “media” estatal en cuanto a competencia lingüística, matemática, científica y social y ciudadana se refiere, según los resultados de las pruebas de Evaluación General de Diagnóstico que el Ministerio de Educación realizó entre el pasado 14 de abril y 18 de mayo de 2009 a un total de 28.000 alumnos de 4º de Primaria, de los cuales, 1.600, eran andaluces.

El alumnado andaluz

Ésta es una de las conclusiones que el consejero de Educación de la Junta de Andalucía, Francisco Álvarez de la Chica, ha presentado hoy en rueda de prensa después de que el Ministerio diera a conocer los resultados del mencionado proceso de evaluación que, a juicio del consejero, “es el más importante de la historia de España y el más completo”.

Según los resultados generales de las competencias básicas analizadas en estas pruebas, los alumnos andaluces se encuentran “en la media nacional”. Así, estando el índice de referencia en 500 puntos, Andalucía obtuvo 498 en competencia lingüística, 500 en la científica, 494 en la social y ciudadana y 488 en la matemática, que es la área donde se aprecian las “diferencias más acusadas”, con 12 puntos por debajo de la media estatal.

Para el consejero, estos datos demuestran, no obstante, que Andalucía está “agrupada junto con la mayoría” de las comunidades autónomas del país, presentando también buenos resultados en “cohesión y accesibilidad” del sistema educativo.

Así, de los cinco niveles establecidos por el Ministerio — -1 y 1 para alumnos que presentan muchas dificultades de aprendizaje; 2, 3 y 4 para los niveles intermedios y 5 para aquellos que tienen las competencias completamente adquiridas–, entre el 75 y el 77 por ciento del alumnado andaluz se encuentra en los niveles intermedios. Del resto, entre un 5 y un 7 por ciento está en el nivel 5, el más alto, y un 16 por ciento, en los niveles más bajos, el 1 y -1.

MEJORES RESULTADOS QUE EN ‘PISA’

Pese a que el consejero no quiso hacer muchas comparaciones, ya que ésta es la primera evaluación de diagnóstico que se realiza en todas las comunidades autónomas, se atrevió a establecer “someramente” algunas correlaciones con el último informe PISA, al que sólo se presentaron diez comunidades de forma voluntaria y en el que, a diferencia de éste, se evaluó a alumnos de 15 años.

Con todo, Álvarez de la Chica indicó que “las diferencias que se registraron entonces, que eran de hasta 17 puntos por debajo de la media, ahora se han acortado notablemente” en todas las competencias analizadas, existiendo “mejoras” de 15 puntos en competencia lingüística, de 5 en la matemática y de 14 en la científica.

PUESTO 13 DE ENTRE 19

Pese a ello, los resultados varían si, como ha hecho el Ministerio de Educación en esta primera evaluación, se incluyen en el análisis aspectos como el Índice Socio-Económico y Cultural (ISEC) de cada comunidad autónoma y que se calcula en base a variables como el nivel de estudios y la ocupación de los padres, el número de libros que hay en el hogar, los recursos domésticos o los espacios dedicados al estudio en una casa.

Teniendo en cuenta dichos factores, y que en España el “ISEC es 0”, Andalucía obtiene una puntuación de “-0,26 por debajo de la media”, lo cual, es una puntuación “mejor de la esperable” por dicho índice.

Según explicó el consejero, la puntuación de Andalucía en este índice es “18 puntos mayor de la que se esperaba” según sus circunstancias socio-económicas y culturales, por lo que nuestra comunidad es “una de las que presenta mayor valor añadido” en su sistema educativo.

En un ranking, esto se traduce en que Andalucía ocupa la decimotercera posición, de media, de entre las 17 comunidades autónomas y Ceuta y Melilla. Una posición que, desgranada, es la siguiente: 10 en competencia lingüística, 15 en matemática, 12 en científica y 13 en social y ciudadana.

“NO ES PARA ECHAR CAMPANAS AL VUELO”

Todos estos datos, según concluyó Álvarez de la Chica, demuestran que el alumnado andaluz se va “acercando progresivamente a la media española”, algo que “tiene un extraordinario mérito” y que anima además “a seguir trabajando para mejorar”.

“Esto se debe que cada vez tenemos un profesorado mejor y más implicado y al que datos como estos le ayudan a reforzar su autoestima; y a que las familias están cada vez más implicadas en la educación de sus hijos”, añadió.

Sin embargo, reconoció que los resultados de esta evaluación general “no son para echar campanas al vuelo” y que “aún queda mucho por hacer”. “Hay mucho camino por andar, pero quiero que los profesores tengan la sensación de que su trabajo está teniendo resultados positivos”, resumió.

Leave a Reply

Este sitio web utiliza cookies política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies